El delfín que guiaba a los barcos

Uno de los más famosos casos de amistad con el hombre fue protagonizado por un delfín en el Mar del Coral.

Durante un tiempo, los barcos tenían graves problemas a la hora de cruzar los arrecifes de dicho mar, en su ruta hacia Australia…solían encallar en aquella solitaria región..aislada…peligrosa.. Pero en cierta ocasión, un astuto capitán decidió seguir a un delfín que marchaba ante su proa…convencido de que éste nadaría siempre por aguas profundas…Cuando llegó a Sydney lo contó…a partir de ese momento muchos barcos tomaron la costumbre de seguir al delfín, que solía estar esperándoles a la entrada de los arrecifes…para conducirles sanos y salvos al otro lado, los mercantes como regalo y agradecimiento le daban sardinas…

   Un mal día, un pasajero borracho se divirtió disparando al pobre delfín, que desapareció de inmediato seguido por una estela de sangre…la tripulación quiso linchar al borracho…durante más de un año el delfín no apareció, con lo que naufragó un nuevo buque. Un buen día apareció y continuó pasando barcos sin peligro…hasta el día en el que reconoció el barco desde el que le habían disparado…al que condujo directamente hacia un bajío…obligándole a embarrancar y perdiéndolo para siempre…..

   Pero no es una simple leyenda….está en todos los libros de historia de la navegación…y en muchos puertos del pacífico, aún se conservan las estatuas que se le levantaron, pues continuó pasando barcos sin perder uno sólo hasta que murió de viejo.

Anuncios

2 pensamientos en “El delfín que guiaba a los barcos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s